El General Prim

 

En 1868 se instituye un nuevo sistema monetario que da lugar a la aparición de la peseta como unidad. Las piezas de 5 pesetas tendrían una ley de 900 milésimas y el resto de 835 milésimas.
Las primeras son conocidas como “del tío sentado”. Corresponden a los años 1869 y 1870.
“El tío sentado” es una matrona, Hispania, recostada entre los Pirineos y Gibraltar, y en el reverso el escudo cuartelado, rodeado por las columnas de Hércules con la cinta del PLUS ULTRA, y con la corona mural.
También hay piezas fraccionarias en cobre del 1870.

En el presente artículo se exponen las piezas de PESETA, de la unidad, que fueron cuatro: dos de 1869 y dos de 1870.
La primera de ellas se caracteriza por aparecer en el anverso “Gobierno Provisional” y las iniciales de los ensayadores (SN) y juez de Balanza (M)
La segunda difiere de la anterior en que se sustituye la leyenda “Gobierno Provisional” por “España”. Esta pieza es más escasa pues sólo se acuñaron 367.146 piezas
La tercera tiene ya la fecha de 1870
Y la cuarta difiere en los ensayadores (DE)

 

1869 – Gobierno Provisional – SNM
Ensayadores: Donato Álvarez Santullano y Rafael Narváez;
Juez de Balanza: Ángel Mendoza
Grabador: Luis Marchioni

 

1869 – España – SNM

 

1870 – España – SNM

 

1870 – España – DEM
Ensayadores: Eduardo Díaz Pimienta y Julio de Escosura
Juez de Balanza: Ángel Mendoza

 

Y además de esa coincidencia monetaria se da la circunstancia de que en esos años, 1869 y 1870, el Presidente del Consejo de Ministros fue el General Prim, del que el pasado año de 2014 se conmemoró el 200 aniversario de su nacimiento.
Fue nombrado para ese cargo el 18 de junio de 1869, cargo que desempeñó hasta el 27 de diciembre de 1870 en el que sufrió un atentado que le costó la vida. Murió tres días después a consecuencia de la infección producida por las heridas.

Juan Prim y Prats nació el 6 de diciembre de 1814 en la localidad tarraconense de Reus, y fue el primer Presidente del Gobierno asesinado en España.

3 comentarios sobre “El General Prim”

  1. Para estos días tan extraños que estamos viviendo es muy reconfortante tener una afición como la tuya
    Un saludo primo
    Mari Trini

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *